Cancionero Caótico I: Parole, parole 

Palabras, sólo palabras. En mi mente resuenan las tuyas, las mismas de siempre, vacías pero tan arrebatadoramente zalameras que siempre logras convencerme. Sigo a oscuras. La habitación tan sólo se ilumina por la luz que dejan pasar los agujeros de la vieja persiana enrollable y dibuja caprichosamente mi cuerpo en el espejo. Sigo desnuda, arropada […]